Ir al contenido principal

Wallis Simpson

Nació en Pensilvania en 1896 en el seno de una familia humilde. A los veinte años conoce a un apuesto aviador, Earl Winfel Spencer, con el que se casa poco tiempo después, fue tan corto el noviazgo que no se percata del alcoholismo de Earl hasta después de casados, después de varias idas y venidas el matrimonio acaba en divorcio.
En 1926, instalada en Europa, conoce al que será su segundo marido Ernest Simpson, un adinerado hombre de negocios que la introduce en las más altas esferas de la sociedad londinense. Wallis es asidua a las fiestas, cenas, eventos y es en uno de ellos, concretamente en una cacería donde conoce al Príncipe de Gales, futuro rey Eduardo VIII. A partir de este encuentro comienza una de las historias de amor más famosas que se conocen.

En 1936 pocos meses después de subir al trono, Eduardo abdica para poder casarse con Wallis (hecho que a la americana no le hace ninguna gracia) se exilian a Francia y se casan en 1937.
Centrémonos en la moda, esta mujer no fue la clásica belleza, su aspecto andrógino no se adaptaba a los cánones de la época, pero indiscutiblemente poseía un estilo y elegancia que han hecho de ella uno de los mitos del mundo de la moda.
Conocida es su afición por las joyas, entre las que destacan piezas de Cartier y Van Cleef and Arpels, entre otros. A su muerte en París en 1986,dejó una fabulosa colección que se subastó en 1987, parte del dinero recaudado se destinó a causas benéficas, como en la investigación del SIDA.
Las joyas que a continuación os muestro son de Cartier, entre ellas la mítica Panthère, animal emblema de la Maison.


                                                                     COLLARES




                                                                       BROCHES                                                       



                                                                 
                                                                 PENDIENTES



Entradas populares de este blog

La sofisticación del turbante

¡Hola reinas!! Últimamente estoy viendo mucho el uso de este complemento, personalmente me parece muy elegante, atrevido y me recuerda a las divas de antaño, todo glamour y sofisticación.
Después de la segunda Guerra Mundial se puso muy de moda, para contrarrestar la sobriedad en el vestir que exigía la época y dar un toque de originalidad a sus looks.

Luego vinieron las grandes divas del cine como, Elizabeth Taylor, Sofía Loren o Grace Kelly entre otras.¡Que bellezas, madre mía!!!!



El turbante en su origen, era un trozo de tela enrollado alrededor de la cabeza para apartar el  pelo de la cara y aislarse del calor. Los primeros testimonios van desde el antiguo Egipto hasta la India, pasando por Babilonia, todas ellas civilizaciones anteriores a Cristo.
Actualmente hay un pueblo que hace del turbante sus seña de identidad los Sijs, practican una religión desde el siglo XVII entre el hinduismo y el islamismo, cuya base es la igualdad y la no discriminación, por ello dicen llevar todos el mi…

Ethnic clutch

Lo étnico está de moda ya sea en ropa como en complementos, así que nada mejor como este tipo de bolsos si queréis seguir la tendencia de una forma más discreta y ponerle un toque único a vuestro look. Son ideales y muy versátiles, tanto de día como de noche me parecen una opción estupenda para sustituir al clásico bolso, yo ya tengo el mío ¿Y tú?

Trucos para estilizar la figura

Las mujeres que no miden mas de 1'60 centímetros de estatura, se les considera "pequeñas" o "small".....................
Si queréis alargar y estilizar vuestra figura, os voy a dar algunos consejos que os van a venir muy bien. Lo primero, es esencial crear ilusiones ópticas para parecer más altas, por ejemplo: - Bloques monocolor; es decir vestir de arriba a abajo con el mismo color o la misma gama en distintas tonalidades que no contrasten demasiado entre si.

Josefina Bonaparte

Primera esposa de Napoleón y emperatriz de Francia, nació en la Martinica francesa, en una plantación de esclavos regentada por sus padres en 1763. Casada con el vizconde Alejandro de Beauharnais, al enviudar (su marido fue guillotinado) se codeó con lo más selecto de la sociedad, su gran belleza, elegancia y distinción le permitieron tener amantes ricos que le costeaban su alto tren de vida.